Los británicos colapsan playas de Bournemouth en plena pandemia

Impulsados por una ola de calor, miles ingleses acuden a las playas del sur sin respetar la distancia social.

MUNDO Por: Julieta Nieto 26 de junio de 2020
playas de Bournemouth
Las playas de Bournemouth repletas de personas. Foto: (AFP)

Los británicos convirtieron las playas de Bournemouth, una ciudad turística junto al mar de la costa sur de Inglaterra en una marea humana en el día más caluroso del año, con los termómetros marcando más de 30 grados en plena ola de calor.

Los británicos disfrutaron del sol, la arena y la cerveza, sin distanciamiento social, que debe ser de dos metros. Las rutas y calles se  bloquearon por medio millón de visitantes, que buscaban llegar al mar ante una temperatura inusual de 32 grados en el Reino Unido.

 Mirá esto

FB_IMG_1592869085572Una densa nube de polvo del Sahara llegará a América la próxima semana

Fue tan masiva la concurrencia que la policía tuvo que pedir a los bañistas que desalojaran la playa, ante la petición desesperada del asesor médico del Gobierno, Chris Witty: "El coronavirus volverá a propagarse si no se respeta la distancia social".


La avalancha de personas a las playas se ha producido apenas tres días después de que el ministro Boris Johnson proclamara el fin de la hibernación nacional y anunciara el siguiente paso en la desescalada con la reapertura de los hoteles, los restaurantes y los pubs el 4 de julio.

Aunque Johnson anunció su decisión de recortar a la mitad la "distancia social" a partir de ese día, el médico Chris Witty ha insistido públicamente en la necesidad de mantener los dos metros siempre que sea posible.

Mirá también
IMG_20200621_101311Solsticio de verano en Stonehenge fue transmitido vía streaming bajo un cielo nublado

En las playas de Bournemouth los bañistas hicieron todo lo contrario, pusieron sus sombrillas codo a codo y con apenas centímetros de distancia. La policía se vio desbordada el primer día y decidió no intervenir, recomendando simplemente a los visitantes que "actuaran responsablemente".

Ante el colapso total de las vías de acceso y el hormiguero en que se convirtió la playa, el Ayuntamiento de Bournemouth tomó la decisión de declarar "incidente mayor", una medida que sirvió para activar la respuesta de emergencia.

Para vos